Teletrabajo con tu perro: tips para trabajar a distancia junto a él

¿Trabajas desde casa? ¿Te encuentras dentro del importante grupo de personas que tuvieron que implementar el teletrabajo en los últimos meses? Al margen de cómo te sientas con esta nueva modalidad laboral, en este post te contamos sobre cómo es el teletrabajo con tu perro.

A pesar de que el trabajo a distancia venía en crecimiento, en la actualidad ha dado un salto increíble. Así como tú has tenido que adaptarte a nuevas realidades impulsadas por la pandemia, los perros también tuvieron que seguir el ritmo. Para tu compañero o compañera de cuatro patas tenerte cerquita por tanto tiempo es lo mejor que le pudo pasar.

Sin embargo, como seguramente habrás notado, los mimos, los juegos y la atención extra que le das a tu perrete pueden jugarte en contra durante tus horas laborales. Es muy fácil distraerse cuando tu perro que te solicita todo el tiempo. Veamos algunos consejos que te ayudarán en esta nueva situación del teletrabajo con tu perro.

  1. Delimita tu zona de trabajo

Si no lo has hecho aún, es un buen momento para delimitar tu espacio de trabajo. Al margen de las condiciones de tu hogar, intenta encontrar un lugar que sea solo para trabajar a distancia. En lo posible, un sitio al que tu perro no pueda acceder. O tal vez es el momento de enseñarle a quedarse «en su sitio», es decir en su camita colocada en su rincón favorito o en la esquina del sofá.

Si tu perrete está junto a ti mientras estás frente al ordenador, es muy fácil desviar la mirada y distraerse con un mimo o palabras cariñosas o lo que llamamos procrastinar con cualquier excusa. Si logras concentrarte en tus tareas, seguramente las pausas con tu perro serán más divertidas y tu jornada más productiva.

  1. Establece una rutina para ambos

Las rutinas son muy beneficiosas para ordenar nuestros hábitos y los de nuestros peluditos, de hecho ellos lo necesitan. Seguir una rutina les ayuda a calmar la ansiedad y sentirse más seguros y ser más equilibrados, es como saber a qué atenerse. Este cambio de horarios y costumbres en pasar más tiempo contigo, requiere una atención especial para que tu compañero perruno no desarrolle ansiedad por separación. 

Como rutina, puedes dar un paseo olfativo (mínimo 30 minutos)  antes de comenzar tu jornada laboral, de cualquier forma es imprescindible para que él empiece bien su día. Con esta práctica te aseguras que se canse un poco y al regresar él estará más relajado y tú podrás iniciar tranquilamente tu trabajo.

Durante el día, él sabe que estas cerca y con sus actividades diarias se acostumbrará a ser más independiente. No es necesario brindarle atención cada vez que te tomes un descanso, siempre y cuando tiene sus necesidades cubiertas de paseos y juegos dejándole siempre un juguete para que se entretenga a solas.

Es muy beneficioso que tenga a mano un juguete interactivo que le demande tiempo a tu amigo cuadrúpedo. En lo posible que tenga como objetivo encontrar un alimento o algo que llame su atención. Así, evitarás que se aburra y manifieste comportamientos destructivos, ladridos innecesarios, etc.

A continuación algunas ideas interesantes:





Esto le enseña a no depender siempre de ti y es indispensable para prevenir la ansiedad por separación.

  1. Asegúrate un exitoso teletrabajo con tu perro

Para que tu trabajo desde casa en compañía de tu perrete vaya por buen camino te recomiendo que establezcas horarios de atención específica para tu perro dentro de tu jornada y el resto del tiempo céntrate en tu responsabilidad profesional. El perro demanda pero no necesita una atención continuada, si le dejamos él se aprovechará siempre. Solo tú puedes marcar los tiempos. Simplemente dale lo que necesita realmente en tiempo y calidad sin por esto extenderte sino no vas a producir.

Así que recuerda que el teletrabajo con tu perro puede resultar interesante y agradable para ambos pero va a requerir algunas pautas de disciplina por las dos partes. Si te cuesta un poco lograr la calma en esta nueva modalidad de trabajo, consulta con tu educadora o etóloga para que te enseñe a llevar mejor la situación con tu mejor amigo.

Todos coincidimos en que pasar unos minutos con nuestro perrete puede aplacar el estrés y recargar las energías que se agotan con los problemas laborales. Te invito a disfrutar del teletrabajo con tu perro entendiendo que se pueden complementar y equilibrar las necesidades de todos.

error: